Banner superior IWC2020
SILVER ECONOMY, el futuro que se NOS acerca

SILVER ECONOMY, el futuro que se NOS acerca

Banner superior IWC2020

Hay dos formas de ver la botella con la mitad de su contenido, medio llena o medio vacía.

Parecería que para demostrar que eres un buen analista, tienes que verla medio vacía, algunos le llaman realismo, tener los pies en la tierra.

Vaya por delante que nosotros la veremos siempre medio llena.

¿A qué viene todo esto?

Desde hace ya varios años se abre un camino de oportunidad de negocio al considerar a los mayores de 55 años no una carga para la sociedad sino todo lo contrario, teniendo en cuenta que son una fuente de consumo de bienes y servicios, sean estos de ocio o de negocio.

Según las previsiones de la oficina del censo de Estados Unidos, a finales de este siglo en el mundo habrá más personas mayores de 65 años que habitantes menores de 15 años y según la Fundación Bankinter en 1950 había 200 millones de personas con 70 años o más, antes del 2100 esta cifra se va a situar en 2.000 millones.

El autor del artículo que ofrecemos a nuestros lectores, Carlos García Pascual, nos abre los ojos sobre algunas oportunidades que los aseguradores y distribuidores de seguros no deben dejar pasar.

Algunos bancos ya lo han comenzado a entender.

Por Carlos García Pascual, Director de Seguros de everis NTT DATA

Empecemos definiendo (según la Comisión Europea) que es esta nueva tendencia que se ha llamado Silver Economy, dentro de esta nueva “business line” incluimos todos los negocios de presente y futuro que tengan que ver con los mayores de 50 años.

Este grupo demográfico, que en el año 2060 será más de un 40% de la población de Europa tendrá unas necesidades/exigencias radicalmente distintas a las que tienen ese mismo sector hoy en día. Con un objetivo claro de ser capaces de mantenerse independientes y activos el mayor tiempo posible y además con ganas de seguir contribuyendo a la sociedad.

Con todo esto las empresas nos enfrentaremos a un grupo de población con un poder adquisitivo medio/alto en una parte importante de sus miembros y que solicitarán servicios de calidad y valor añadido. La UE hace una diferenciación clara en tres segmentos dentro de la Silver Economy activos, dependientes y frágiles; y mientras este último grupo es demandante principalmente de servicios asistenciales, son los activos los que solicitarán unos servicios de mayor valor alrededor del ocio y del tiempo libre

“El sector asegurador (así como otros como la automoción o el sector turístico) tiene una gran oportunidad para innovar o simplemente evolucionar la gama de productos ofertados orientándolos a este nuevo grupo poblacional.”

El sector asegurador (así como otros como la automoción o el sector turístico) tiene una gran oportunidad para innovar o simplemente evolucionar la gama de productos ofertados orientándolos a este nuevo grupo poblacional. Pasemos a verlos por ramo.

Seguros de Vida y Pensiones

En un primer momento este es uno de los ramos que a todos nos viene a la cabeza al hablar de Silver Economy. Las aseguradoras de vida deberán adaptar sus productos financieros para ayudar a sus clientes tanto en la denominada fase de acumulación de capital (aquí no solo hablamos de acumulación de bienes de capital propiamente dicho sino también capital financiero y humano) como en la fase de desacumulación de capital. Cualquier vehículo que permita maximizar esos “bienes” adquiridos durante la fase de acumulación maximizando su valor en la fase de desacumulación será bienvenido en el mercado, siempre y cuando se vea claramente el objetico de los mismos

“Estamos vislumbrando como la sociedad empieza a tomar conciencia de la importancia que tiene hacer una correcta planificación financiera, basada en dos grandes pilares: planificación de la protección y planificación de la jubilación.”

En esta situación pasa a tener un peso extremadamente importante la planificación financiera, buscando “Como conseguir que el dinero dure toda una vida”, “financiar una vida de cien años será sobrecogedor”, “la seguridad financiera no será una opción sino un requisito”.

Estamos vislumbrando como la sociedad empieza a tomar conciencia de la importancia que tiene hacer una correcta planificación financiera, basada en dos grandes pilares: planificación de la protección y planificación de la jubilación.

La planificación financiera consiste en compatibilizar los objetivos personales y financieros de cada individuo, fruto de sus exclusivas necesidades y expectativas diferentes, con la situación patrimonial en el presente y su potencial proyección hacia el futuro. La planificación de la protección facilita la cobertura del riesgo personal y patrimonial, y su posterior gestión, mediante la contratación de seguros y el uso de técnicas actuariales. La planificación de la jubilación asegura la independencia financiera y el estilo de vida requerido una vez llegada la edad de la jubilación, cuyo fin es proteger a las personas contra el riesgo de sobrevivir a sus recursos financieros.

Las Compañías que comercializan Seguros de Vida y Pensiones deberán empezar a administrar la gestión del cambio, adquiriendo tanto la información como los conocimientos necesarios para tomar las medidas oportunas en relación a la protección, ahorro y/o inversión de los recursos actuales de cara al bienestar futuro, adaptando la gama de productos a las necesidades actuales y por lo tanto satisfaciendo las necesidades de hoy y del mañana de los clientes.

Hoy, gracias a los avances tecnológicos es accesible a todo el mundo llevar a cabo una correcta planificación consiguiendo nivelar la esperanza de vida financiera con la esperanza de vida real.

Seguro de Salud

El otro gran ramo que en principio se verá más afectado por la Silver Economy. Aquí es importante diferenciar, según mi visión, dos líneas de trabajo:

  • Por un lado está la parte más asistencial enfocada al tratamiento de enfermedades crónicas que cada vez (por una cuestión de envejecimiento de la población) estarán más presentes en nuestra Silver Age, enfermedades como el cáncer, el alzhéimer, la diabetes, la osteoporosis… Serán cada vez más comunes y la aseguradoras tendrán que prepararse para estos clientes/pacientes. En este punto la tecnología será un factor clave a la hora de implantar todo tipo de dispositivos que permitan monitorizar y prevenir los posibles problemas que les puedan surgir a nuestros clientes.
  • El otro foco de negocio es el enfocado a esos clientes que utilizarán parte de esa capacidad económica para los viajes, ¿que buscará este cliente? Pues sentir que su seguro le acompaña y que puede usarlo donde quiera, como quiera y cuando quiera. Aquí al igual que en el aspecto anterior la tecnología se hace fundamental, todo lo que sea conocer mejor a nuestros clientes, rutas, localizaciones y demás nos permitirá ofrecer un mejor servicio y minimizar costes.

La movilidad

El uso independiente de medios de transporte por parte de los seniors está muy vinculado en la actualidad a sus capacidades cognitivas y psicomotrices. La pérdida continuada de las mismas no les permite acceder a los servicios clásicos de motor, pero siguen teniendo necesidades de movilidad que solucionan con servicios tradicionales, las nuevas plataformas tecnológicas con un servicio de asistencia adecuado, permitirán asegurarles cualquier necesidad de desplazamiento, vinculado o no a una urgencia.

“Es también una oportunidad para vincular productos o servicios adicionales, sistemas de seguridad, reposición de electrodomésticos, mantenimiento de elementos domóticos o robomuebles, servicios vacacionales como gestión de viajes y alojamientos específicos para este segmento.”

Estos servicios que actualmente pueden ser aportados por los VTC, en un futuro más avanzado, serán proveídos directamente por robotaxis sin necesidad de interactuar con humanos para la prestación del servicio.

Además si a esto unimos que una población donde el 18% de la misma es mayor de 64 años, pero aportan un 33% de los peatones fallecidos en vías urbanas, queda claro que es un colectivo con un mayor riesgo y por tanto con más necesidades relacionados con seguros de movilidad, donde se le cubra no solo la capacidad de disponer de un medio de transporte punto a punto sino la asistencia sanitaria, fallecimiento, etc., en aquellos momentos donde se hace peatón y es más vulnerable.

Seguro de Hogar

La casa es posiblemente el mayor activo que un senior pueda tener y a menudo también la que se enfrenta a los mayores riesgos.  Tendremos mayor probabilidad de generar accidentes dentro del hogar y sufrirlos fuera del mismo.

Si una persona mayor es el dueño de la propiedad, los riesgos son mayores ya que tienden a ser más olvidadizos y su respuesta a emergencias puede ser más lenta, por lo que las primas de determinadas coberturas serán más altas pero también la posibilidad de ofrecerles nuevas coberturas, relativas a gastos funerarios derivados del evento asegurado, RC del propietario por negligencia, protección por uso fraudulento de tarjetas, protección para artículos portátiles fuera de casa, y opciones de pago más fraccionadas.

Es también una oportunidad para vincular productos o servicios adicionales, sistemas de seguridad, reposición de electrodomésticos, mantenimiento de elementos domóticos o robomuebles, servicios vacacionales como gestión de viajes y alojamientos específicos para este segmento…

Acerca del autor

Somos una Empresa de comunicación y gestión del conocimiento asegurador en RED dirigida a las empresas y profesionales iberoamericanos, especializada en Comunicación Corporativa, Gestión del Conocimiento, Consultoría Estratégica y Eventos para la Industria Aseguradora.

Artículos relacionados

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × 2 =