Ante las insurtechs: ¿cómo deben redefinir las aseguradoras su cadena de valor?

Ante las insurtechs: ¿cómo deben redefinir las aseguradoras su cadena de valor?

IWC2018

Una colaboración del equipo de Signaturit

Tanto en España como en el resto de Europa, las startups de seguros o insurtechs se han constituido como un nuevo jugador en el mercado. Son empresas que aportan soluciones para renovar el sector asegurador, desafiando al negocio tradicional con una oferta personalizada y estrechando la relación con el cliente.

Gracias a la tecnología, estas empresas han ideado nuevos modelos de negocio que les permiten competir de tú a tú con las grandes compañías de seguros. Las nuevas insurtechs no pretenden ser iguales que una aseguradora tradicional, sino que se especializan en diferentes áreas de la cadena de valor.

Ante este contexto en este post queremos explicar cómo deberían redefinir las aseguradoras su cadena de valor para impulsar una nueva relación entre ellas y los consumidores.

¿Qué es la cadena de valor de una empresa?

La cadena de valor es una herramienta estratégica ideada por Michael Porter en 1985. Su utilidad es analizar las actividades de una empresa y así identificar sus fuentes de ventaja competitiva frente al mercado.

Porter consideraba a la empresa como un conjunto de actividades y departamentos  (marketing, recursos humanos, producción, etc.) que se debían analizar teniendo en cuenta a las compañías competidoras, para poder conocer así su posición en el mercado.

Por ello, mediante este estudio una compañía puede entender sus costes e identificar sus fuentes de diferenciación, tanto existentes como potenciales.

La principal aportación de la cadena de valor es que nos ayuda a considerar todas las actividades de forma conjunta, posibilitando una mejor comprensión de cómo la realización de cada actividad afecta a las demás y, en especial, de cómo afecta al valor creado para el consumidor.

Las 3 áreas de la cadena de valor de las aseguradoras que se deberían renovar

Las 3 áreas clave que las startups están renovando y cuya renovación está provocando un cambio en la cadena de valor de las aseguradoras tradicionales serían las siguientes:

  1. La relación con los clientes

Los clientes han introducido el uso de la tecnología a su día a día. Internet y los smartphones se utilizan incluso para informarse, comparar o contratar una póliza.

Este hecho supone una brecha entre las aseguradoras que no se han digitalizado y sus clientes, brecha que han aprovechado las insurtechs. Estas empresas nacidas digitales ofrecen nuevos canales y métodos que conectan mejor con el consumidor actual.

Post relacionado: ¿En qué áreas deben innovar las aseguradoras para adaptarse a la era digital?

Las aseguradoras por tanto deben incrementar sus puntos de contacto con los clientes de forma que optimice su experiencia a lo largo de todo el customer journey, con foco en la adquisición y, sobre todo, en la retención de clientes.

  1. La robótica y la inteligencia artificial

La inteligencia artificial y la robotización son tecnologías que van a tener un gran impacto en nuestra sociedad, y por supuesto también en la industria aseguradora. El desarrollo de la inteligencia artificial se está utilizando para crear robots capaces de procesar enormes cantidades de datos a gran velocidad.

Las compañías de seguros de apuesten por estas tecnologías verán cómo se reducen las limitaciones de los modelos de análisis y recomendación limitados por la capacidad humana.

Post relacionado: ¿Qué es un robo-advisor y qué papel va a jugar en el sector asegurador?

Existen ya insurtechs en España que están utilizando algoritmos para mejorar las recomendaciones de productos de seguros a clientes – como Brokoli – con lo que las grandes aseguradoras no pueden quedarse atrás en este campo.

3. Nuevos productos

El uso de las nuevas tecnologías crea tanto nuevos riesgos como nuevos productos.

Los drones están de moda, y cada vez aparecen más productos de domótica, y gadgets que hacen que nuestros coches sean más inteligentes. El fenómeno del internet de las cosas va a crear infinidad de nuevas casuísticas que un seguro deberá poder cubrir.

Por tanto, las compañías de seguros tradicionales deben ser capaces de dar cobertura a medida para todos los nuevos casos de uso que van a surgir, de la mano de los nuevos productos que van a hiper-conectar nuestras vidas.

En Estados Unidos ya existen empresas insurtech especializadas en seguros para este tipo de productos, como Verifly, que ofrece un seguro de drones cuya prima se calcula en función de lo que hay en la zona de vuelo (escuelas, estadios, prisiones, etc).

Conclusión.

Si los agentes y compañías de seguros no entienden los desafíos a los que se enfrentarán en el futuro estarán condenados a ver como otras propuestas con nuevos enfoques lideran el mercado.

Las aseguradoras no deberían sentirse amenazadas por las startups innovadoras. Al contrario,  deben verlas como un mecanismo de apoyo para evolucionar. Las insurtechs pueden añadir valor ofreciéndose a las aseguradoras como prestadoras de servicios, enriquecido así a estas con la última tecnología con metodologías de trabajo más eficientes.

Así, en la actual era digital, las innovadoras propuestas de los nuevos jugadores y las exigencias del cliente más informado plantean una de las etapas más apasionantes en la historia de la industria aseguradora y un escenario perfecto para la transformación.

DiagnosticoVentas

Acerca del autor

Somos una Empresa de comunicación y gestión del conocimiento asegurador en RED dirigida a las empresas y profesionales iberoamericanos, especializada en Comunicación Corporativa, Gestión del Conocimiento, Consultoría Estratégica y Eventos para la Industria Aseguradora.

Artículos relacionados

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 − 4 =