IWC19-01
IWC19-01
IWC19-01
Entrevista a Susana Pérez, Directora General de Wilmington INESE

Entrevista a Susana Pérez, Directora General de Wilmington INESE

susana pérez(N.E. Susana Pérez es licenciada en derecho. Ha realizado además un curso superior de derecho de seguros en la escuela de práctica jurídica. Toda su trayectoria profesional ha sido desarrollada en INESE, empresa proveedora de soluciones globales de información, comunicación y marketing  para el sector asegurador,  perteneciente al grupo Wilmington. En la misma ha ocupado diversos puestos en casi todas las divisiones. En estos momentos es editora y Directora General de Inese. Desde nuestro punto de vista, Susana es un excelente exponente del liderazgo femenino aplicado a la empresa y nos llena de satisfacción poder publicar esta entrevista dentro de nuestra comunicación a favor de mayor presencia de la mujer en los comités de dirección y consejos de administración de las empresas en general y en particular de las del sector asegurador, sean Compañías o Corredurías de seguros)

Entrevista realizada por María Ameijeiras, Presidenta de Norbrok21 y miembro del equipo “Mujer e igualdad” del blog de Carlos Biurrun.

1.    El sector asegurador es un sector en el que históricamente existe paridad casi total en su globalidad entre el género masculino y femenino   ¿Cuál  es en tu opinión, teniendo en cuenta la circunstancia anterior,  el motivo fundamental de la escasa presencia de mujeres en posiciones directivas en el mismo?

El mayor acceso de las mujeres a una  formación superior  y, por tanto, al desarrollo de sus capacidades intelectuales y profesionales se ha ido incrementando, paulatinamente, tras la implantación de la democracia en nuestro país.  El logro de esta mayor preparación profesional  hace posible que hombres y mujeres tengan las mismas oportunidades a la hora de concurrir a puestos de trabajo similares, esto ya es una realidad. Pero, haber conseguido este ‘espacio’, no parece suficiente para que el número de mujeres que ocupan cargos directivos se haya incrementado proporcionalmente a su desarrollo formativo e intelectual (en algunos países, por ejemplo, el 60% de los universitarios son mujeres, no correspondiéndose en el mismo porcentaje, el número de mujeres en consejos de administración)

Por lo tanto, considero que lo que impide que se produzca esta menor presencia de las mujeres en puestos directivos responde por tanto, en primer lugar, a cuestiones de tipo socio-culturales. Y esto también se refleja en el sector asegurador.

Un estudio elaborado por IESE, sobre la incorporación de la mujer al mercado laboral y sus implicaciones, ponía de manifiesto que el 47% de las personas (mujeres) encuestadas consideraban que ser madres les había afectado negativamente en su carrera profesional. Se indicaba asimismo que las medidas adoptadas en nuestro país para favorecer la conciliación familiar son insuficientes si se comparan con otros países europeos. Me parece que esto es válido para todos los sectores de actividad, entre ellos el asegurador, donde, sin embargo, curiosamente, las referentes de sus dos principales instituciones, DGSFP y UNESPA, son mujeres. 

2.    Desde tu experiencia personal ¿crees que el desarrollo de tu carrera profesional hubiese sido más fácil para ti de haber sido hombre?

Francamente, no. Nunca me he sentido discriminada por el hecho de ser mujer. Cuando nuestra empresa era familiar, el propietario era un hombre pero varios puestos directivos en su empresa lo ocupaban mujeres ( mi primer jefe, de hecho, fue mujer!) y no había ningún problema. Luego, al entrar en multinacionales, menos aún ya que está totalmente instaurado el sistema de diversidad. 

3.    El Parlamento Europeo ha respaldado la contratación prioritaria de mujeres para puestos en los Consejos de Administración de las empresas. Siempre que los méritos sean iguales a los de los hombres  ¿Estás a favor de que se tomen medidas de discriminación positiva para fomentar dicho acceso? 

Como he reseñado anteriormente, es una cuestión socio cultural. No obstante, para que en este sentido se produzcan cambios reales es necesario que los gobiernos implanten políticas que ayuden a modificar determinadas tendencias. Pero, sinceramente, creo que deben ir más allá de la ‘discriminación positiva’. Para que las empresas puedan avanzar en este sentido se necesitarían medidas encaminadas a resolver los obstáculos que puede representar la conciliación de la vida familiar y laboral de tal forma que se pueda producir una mayor evolución profesional.

4.    ¿Crees en la relación positiva entre diversidad de género y competitividad empresarial?

Sí. En el ámbito empresarial siempre es bueno contar con diferentes opiniones. Por naturaleza, la percepción de  hombres y mujeres a la hora de concebir los proyectos o, por ejemplo, solucionar problemas son diferentes; unos son más sensibles, intuitivos y analíticos, los otros más directos, prácticos,… Y la mezcla de todas las opciones, confluyen en un ambiente más competitivo, que genera oportunidades y, sobre todo, mejores resultados para las empresas. Varios estudios, como uno de la consultora McKinsey o incluso datos de la OCDE, muestran que las empresas más equilibradas tienen mejores resultados.

5.    ¿Existe en concreto algún ejemplo de liderazgo femenino que te haya impresionado?

Margaret Tacher  o la actual canciller Angela Merkel, cuyo gobierno justamente acaba de anunciar que legislará una cuota femenina en la dirección de las grandes empresas alemanas, ya que los largos años de conversaciones con los consejos de administración no han servido para nada”, justificando así que “ahora actuaremos legislando” 

Sería interesante conversar con ella para escuchar, en directo, su experiencia en un ámbito particularmente masculino y complicado como es el Gobierno de uno de los países líderes a nivel mundial.

6.    ¿Crees que la progresiva digitalización de nuestras vidas supone una oportunidad para conseguir mayor igualdad de género en lo que a liderazgo se refiere? 

Me parece que puede ayudar mucho. En principio no parece existir una relación directa, pero la tecnología permite marcos empresariales y de relaciones directivas mucho más abiertos. ¡Habrá más oportunidades para la mujer, sin duda!

7.    ¿Qué opinas de las plataformas que apoyan únicamente a emprendedoras (eje. Womenalia)? ¿Crees que es buena idea o por el contrario puede alimentar el distanciamiento de género?

Como grupo de afinidad de un colectivo y networking es interesante ya que te permite compartir ideas, proyectos e incluso servir de atractivo soporte para entidades que buscan un perfil determinado de compradores.

Pero,  como he comentado, creo que lo que nos enriquece es compartir. Si estamos hablando de mejorar, y nos quejamos de discriminación o de menos oportunidades profesionales, no deberíamos hacer lo mismo que tratamos de evitar.

8.    Desde tu experiencia en la organización de foros en el sector asegurador como es la Semana del Seguro, ¿cuáles crees que son los motivos por los que existe tan poca presencia de mujeres en los mismos?     

No hay un parámetro establecido, depende del tipo de foro o seminario. Pero, en los de alta dirección, donde invitamos a CEOS o máximos representantes, el motivo es que, prácticamente, no existen mujeres en dichos perfiles

9.    ¿Consideras que dar visibilidad a mujeres en puestos de responsabilidad en el sector puede servir de alguna manera de ayuda para superar esta situación de escasa presencia en los mismos?

Sí, pero insisto en que no se trata únicamente de dar visibilidad a nivel de sector o de empresa; hay otros obstáculos que habría que analizar para aportar soluciones reales que permitan conciliar- Eso repercutiría también en la  familia, que es la base de la sociedad.   

10.¿Crees que los consumidores actuales valoran a las marcas que defienden la diversidad de género en sus organizaciones?

La crisis que estamos viviendo nos lleva a valorar otras cuestiones más ‘primarias’, como la generación de empleo o el ‘low cost’. No obstante, considero que las políticas de RSC pueden hacer muchas cosas que ayuden a que el consumidor valore una marca por lo que aporta a la sociedad.

11.El papel de los medios de comunicación es fundamental en la difusión de la cultura en general ¿crees que desde los mismos se difunde suficientemente la desigualdad de género en el
mundo empresarial?
 

La función de los medios de comunicación es informar y aportar reflexiones personales sobre cuestiones de interés social. Lo que no me atrevería a decir es si las informaciones que aparecen en los medios al respecto son muchas o pocas, pues me surge la siguiente pregunta: ¿Qué supondría a nivel social difundir más información sobre la igualdad de género? ¿Nos ayudaría a mejorar?

12.¿Qué opinas de la afirmación de que a veces somos las propias mujeres las que nos ponemos barreras para nuestra propia promoción? ¿Has experimentado alguna o has sido testigo de ello en tu trayectoria profesional?  

Las mujeres, más que los hombres, deciden centrar su tiempo más en la familia cuando son madres, y conozco varios casos. No obstante, también es verdad que hace años había menos conciencia de conciliación familiar y no existían tantas facilidades y flexibilidades de horarios, guarderías, trabajo en casa etc. Son alternativas que se presentan en la vida y si tienes medios y posibilidades de organizarlo con tu pareja, es posible compatibilizar ambas cosas. Hoy día es más sencillo, pero aun así habría que dar más oportunidades.

13.¿Observas realmente que en la actualidad se estén dando cambios profundos  y positivos en materia de diversidad de género en las empresas o se habla más de lo que se actúa?

Ya se están dando pasos en ese sentido. En España, datos del 2013  reflejan que las mujeres ocupan algo más del 16% de los sillones de los Consejos de Administración, un porcentaje que está justo en la media europea, una cifra que ha mejorado este año hasta el 16,6% en las compañías del IBEX 35 —y hasta el 17,6% en general—.

Por lo que conozco del sector asegurador, en entidades tradicionalmente masculinas se va cambiando la tendencia –es cierto, que muy lentamente- y poco a poco se tiene más conciencia de este tema. Con todo, la realidad es que todavía hay muy pocas mujeres en los Consejos de Administración y en los puestos directivos de primer nivel. 

Acerca del autor

Kevin Biurrun, Socio Administrador de Community of Insurance, Director Área del ConocimientoLicenciado en Psicología por la Universidad de Deusto. Master en RRHH.Especialista en Orientación del Activo Humano en la empresa y en la metodología de e learning aplicada a seguros. Dinamizador de cursos en RED.Ha trabajado en AXA Assistance U.K. y AXA España. Director de Biurrun Consultan.

Artículos relacionados

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Diez − cuatro =