IWC19-01
IWC19-01
IWC19-01
Don Perfecto no existe

Don Perfecto no existe

Escribe Oscar Paz: Ya hemos oído muchas veces eso de que de los errores se aprende, que lo importante no es las veces que te caigas, sino que seas capaz de levantarte después de ellas. Vamos que tenemos asumido que el error forma parte de nuestro camino y que no tenemos que tenerle miedo.

.
Vale, pero por ahora sólo hemos hablado de los errores propios, ¿y de los ajenos? ¿cómo nos los tomamos? ¿somos comprensivos o pensamos que lo hacen para fastidiarnos? ¿aprovechamos la oportunidad para ayudarles a mejorar o les criticamos para sentirnos mejor con nuestra mediocridad? Como decía, en tono jocoso, el genial Javier Gurruchaga, “yo es que me rodeo de feos y gordos para parecer más guapo y delgado.”
.
Cuenta la leyenda que había un humilde aguador que llevaba agua desde un manantial a casa de su amo con 2 cántaros colgados en el extremo de un palo. Uno de los cántaros estaba roto y siempre llegaba medio lleno. Después de 2 años el cántaro roto le dijo al aguador “me siento avergonzado, despues de 2 años y debido a mi grieta nunca he podido llegar lleno”. El aguador le dijo: “no te preocupes yo siempre he sabido que perdías agua. He plantado semillas de flores en tu lado del camino, y cada día mientras que caminamos de regreso del arroyo, tu las has regado. Durante dos años he estado recogiendo estas flores para decorar la mesa de mi amo. Si no hubiese sido así, él no hubiera tenido estas flores tan bonitas para decorar su casa”
 .
 .
Al igual que el cántaro roto todos tenemos errores y defectos, pero son precisamente ellos los que hacen la vida más interesante e invitan a nuestra creatividad a imaginar soluciones ingeniosas para sacar provecho de ellos y ver su lado más positivo.
 .
Tenemos que aprender a aceptar a cada persona tal y cómo es, hay cantidad de cosas buenas dentro de ellas a pesar que los defectos que le podamos ver desde fuera. Y es que Don Perfecto ni existe, ni se le espera.

Acerca del autor

Ligado al mundo de la Tecnología desde 1980 en el que con 8 años intuyo que tras los botones de la consola Nintendo de la serie Game & Watch se esconde toda una nueva forma de interaccionar con mi entorno, paso mi infancia y adolescencia pegado a un ZX Spectrum, hasta que en la década de los 90 decido cursar la carrera de Informática en la Universidad de Deusto, que complemento con un Master en Ingeniería del Software.En 1995 comienzo mi etapa profesional,en el diseño y desarrollo de páginas web para una incipiente internet, y en 1996 decido formar parte de la aseguradora AXA con el objetivo de impulsar tecnológicamente uno de los primeros Contact Center del sector asegurador en España. A partir de este momento comienzo mi etapa como #INTRAEMPRENDEDOR en la que durante 20 años he liderado y formado parte de más de un centenar de iniciativas innovadoras que, a coste cero, han logrado la mejora de decenas de procesos internos con el consiguiente ahorro económico. Todo esto ha sido posible, gracias a un reducido, pero eficaz y comprometido equipo de entusiastas tecnológicos que me rodea y a la aplicación de técnicas de “intraemprendimiento de guerrilla”.Como buen intraemprendedor he formado parte de multitud de iniciativas externas, para poder incorporarlas a mi Organización.Si hay algo que me apasiona, es la innovación social para mejorar el mundo, lo que me ha llevado a coordinar multitud de iniciativas solidarias.

Artículos relacionados

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × cuatro =