Los Trabajos del futuro, Universidad y empleo

Los Trabajos del futuro, Universidad y empleo

fundación axaLa Fundación AXA, nos presenta la realización de los trabajos que, Educa 2020, GAD3, el CRUE, con la colaboración de las más importantes universidades españolas, y más de medio centenar de colaboradores de campo, que ha dado lugar a un estudio con el pulso, la opinión, los deseos y las esperanzas de futuro profesional, de los jóvenes estudiantes españoles de entre 16 y 19 años; alumnos, en el último curso de secundaria; que investiga e infiere, en el pensamiento íntimo de lo que creen que será su futuro al finalizar el ciclo de enseñanza que concluyen, y hacia dónde van a dirigir sus pasos, ya sea al siguiente ciclo superior, universitario, o de FP.

Por Enrique González, Actuario & partner de Community of Insurance

Que el futuro del país está en el futuro de nuestros estudiantes de hoy, cuando dejen de serlo para pasar a la vida activa, es una verdad que una buena parte de la población no termina de creer.

Por fortuna para ese futuro, son muchos los convencidos de esta realidad, conscientes también de la necesidad de estudiar y conocer las posibilidades que ese futuro nos deparará; para tratar de orientar de forma constante y ordenada a los que serán los profesionales que en 8 o 10 años van a marcar, decidir y ejecutar las acciones de las dos o tres próximas décadas.

La Fundación AXA, nos presenta la realización de los trabajos que, Educa 2020, GAD3, el CRUE, con la colaboración de las más importantes universidades españolas, y más de medio centenar de colaboradores de campo, que ha dado lugar a un estudio con el pulso, la opinión, los deseos y las esperanzas de futuro profesional, de los jóvenes estudiantes españoles de entre 16 y 19 años; alumnos, en el último curso de secundaria; que investiga e infiere, en el pensamiento íntimo de lo que creen que será su futuro al finalizar el ciclo de enseñanza que concluyen, y hacia dónde van a dirigir sus pasos, ya sea al siguiente ciclo superior, universitario, o  de FP.

Se trata de conocer, ¿Qué piensan estos alumnos de su periodo de aprendizaje, de sus satisfacciones con el sistema educativo? ¿Qué es lo que quieren, hacia donde van a dirigir sus pasos? ¿A la empresa privada como asalariados, al sector público, como funcionarios, al emprendimiento de sus propios proyectos personales? ¿Qué modelos guía tienen, a que aspiran?

Son muchos los interrogantes, y es un gran problema de futuro; del que no queda más remedio que tratar de obtener la máxima información posible; en ello nos va mucho del futuro desarrollo económico y del bienestar social del país.

Así llegamos a la encuesta, todos los estudios sociales pasan por el mismo arco o quedan en nada, pues aquí inventar no es una opción. La investigación social, es siempre problemática, todos los que se dedican a ello saben bien que la muestra tiene que estar bien seleccionada y debe ser bastante extensa y representativa, ello complica mucho el trabajo; cuanto mejor y más grande, pues mucho más fino el resultado.

Claro que hay encuestas y encuestas, y lo que aquí hay es un “encuestón”. Sí, estamos comentando los resultados de una encuesta con 12.000 entrevistas, que ya va camino de las 20.000, que se está haciendo por todas las comunidades autónomas. Es sin duda un proyecto ambicioso, que se está haciendo de forma segura y de cara a obtener un resultado fiable, por iniciativa privada, pero que servirá para ayudarnos a entender hacia donde hay que ir, con nuestro sistema educativo.

La encuesta aporta datos significativos; el 85% de los alumnos de Bachillerato desean continuar con estudios en la universidad, mientras que los de FP solo se lo plantean en un 9,7%, paralelamente, los de bachillerato solo un 11,5% se plantean un ciclo superior de FP, mientras que los que proceden de FP se lo plantean en un 58,6%. Si es chocante qué de este alumnado, solo el 3,3% de los que terminan el bachillerato se plantean ponerse a trabajar, mientras que los que proceden de la FP si se plantean ponerse a trabajar el 31,7%: ¿Es quizá esto una prueba de la mejor calidad en la orientación profesional de futuro al alumnado de este segmento educativo?

Las decisiones de los alumnos en relación con su futuro académico de cara a su vida profesional, deriva de las informaciones que provienen mayoritariamente de los padres, familiares y del círculo de los amigos, sin apenas diferencias entre chicos y chicas. Los consejos o influencias informativas que lleven a la decisión de otras fuentes solo son muy significativas en las chicas por la información adquirida desde internet.

Si resulta chocante, solo que más del 50% del alumnado considere que no tiene información suficiente para tomar una decisión en relación con su futuro académico al concluir el bachillerato. Por otra parte, en opinión de los expertos, es preocupante la orientación de las preferencias en la elección del futuro académico de cara al futuro profesional. El 44% se decanta por estudios en ciencias sociales y jurídicas, el 16,7% por ingenierías y arquitectura, el 24% por ciencias de la salud y solo el 10,5% por ciencias, quedando los estudios de arte y humanidades por debajo del 5%.

En el mundo que se intuye, por las evidencias ya presentes en nuestros días, la falta de volumen de alumnos hacia los estudios de ciencias, física, matemáticas, tecnología; lastrara el desarrollo tecnológico español; los avances nos llegaran, pero no tendremos una participación activa notoria y significativa en el proceso de generación de esa innovación tecnológica. Es por ello que el sistema educativo tiene que tratar de reconducir esa tendencia de forma a que el alumnado de ciencias aumente sensiblemente.

Sorprende también, la poca predisposición a estudiar en el extranjero, que solo alcanza en la intención del 20,4% del alumnado procedente de colegios privados, y del 15,5% en el alumnado procedente de colegios públicos; con seguridad el ámbito económico familiar tiene mucho que ver con ello; quizá un sistema de becas para los mejores sería una buena solución. Los motivos para pensar en la formación académica en el extranjero, son principalmente y por este orden, oportunidad de mejorar en el idioma, la experiencia de vivir en otra cultura y adquirir conocimientos y competencias diferentes; pero solo un 48% de estos alumnos, piensan en desarrollar su carrera profesional en el extranjero.

En lo que se refiere a las preferencias de empleo futuro que manifiestan estos alumnos, llama poderosamente la atención su focalización hacia las multinacionales un 42% y al sector público el 32%; el emprendimiento solo interesa al 12% del alumnado y pensar en trabajo en Pymes está en el mismo nivel de preferencias; ejercer de autónomo solo tiene preferencias para el 5%, y o continuar con la empresa familiar se queda en el 2% de los encuestados.

Llama poderosamente la atención, que más del 60% del alumnado, piensa que tendrá que buscar empleo fuera de España, pero la intención de salir al extranjero es solo una opción considerada por el 6% de ellos, con un intervalo hasta el 7,1%, según la preparación académica.

Más del 83% de estos alumnos, piensan que las nuevas tecnologías serán decisivas en su futuro profesional, pero curiosamente solo el 27% de ellos cree que trabajará en una actividad que hoy aún no existe.

Es indudable que como afirmo la Secretario de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación, el sistema educativo tiene que formar a los alumnos, pero no se trata de transmitir únicamente el conocimiento, hay que abrir al alumno a la creatividad, la imaginación; es lo que lleva a preguntarse cosas nuevas, a la disrupción; no se trata de que los alumnos se focalicen hacia las multinacionales o hacia el funcionariado. El futuro es de ciencias y tecnológico, las decisiones administrativas y legislativas, van a regular cuestiones técnicas que harán necesaria la intervención de científicos en la elaboración de las normas jurídicas que las regulen, hay que hacer llegar a la ciencia al sector público.

La ciencia es nuestra mejor baza de futuro, y los trabajos como este de “Los Trabajos del Futuro” que lidera Educa 2020, nos sitúa en el buen camino para poder abordar con optimismo el cambio e impulso innovador que precisa nuestro sistema educativo, de cara a la formación y preparación de quienes, hoy aún muy jóvenes, gestionaran a diario nuestro próximo futuro.

Monográficos de seguros de Community of Insurance

Acerca del autor

Actuary, Life & Pensions Consultant. Partner Community of Insurance, compañía líder en comunicación y gestión del conocimiento del sector asegurador. Anteriormente, Director Vida Particulares de AXA del Grupo AXA en España. Anteriormente Director Técnico Administrativo de Vida de UAP Ibérica, S.A.. Subdirector de Groupe Victoire en España, Abeille Previsora Seguros Generales,S.A y Abeille Previsora Vida, S.A.; Asesor Actuarial de Nordstern Fine Art, S.A, Colonia Versicherun AG, Banque Indosuez, Banco Cooperativo y Caja Rural de Soria. Licenciado en Económicas y Actuario de Seguros, por Universidad Complutense de Madrid, Máster en Seguros Industriales por la Escuela de Organización de Madrid.

Artículos relacionados

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × cuatro =