El seguro de vida despierta

El seguro de vida despierta

Los datos publicados por ICEA hace pocos días confirman una buena noticia, el seguro de vida en el primer trimestre de 2016 da señales de recuperación, al menos en algunos productos.

Podemos obtener una conclusión que nos parece clara, el seguro de vida está despertando y comienza a recuperar el ritmo de crecimiento perdido como consecuencia de la crisis económica y además se observa una tendencia por parte del consumidor a elegir el seguro como activo de ahorro a largo plazo frente a otros existentes en el mercado que les merece menos confianza o porque no quieren sorpresas derivadas por fluctuaciones financieras. Aunque habrá que esperar a la evolución de los próximos meses y a la publicación de informes sobre las cuotas de los diferentes canales de distribución, un análisis detenido nos lleva a observar una fuerte concentración del crecimiento en Compañías donde el canal bancaseguros o es exclusivo o es dominante y a hacernos una pregunta una vez más: ¿están aprovechando los agentes y corredores de seguros las oportunidades de crecimiento del seguro de vida?

Efectivamente constatamos un buen crecimiento de número de asegurados, con un neto en el primer trimestre de 605.355, recuperando la senda positiva que no tenía desde 2011. Analizando los datos queremos destacar el buen comportamiento de crecimiento de la modalidad de seguro de riesgo que crece en asegurados un 2,81% así como la de ahorro con un crecimiento de asegurados del 5,46%. El número de asegurados en vida individual alcanza los 19.141.290.

Por otra parte, las primas de riesgo crecen un 7,90%, superando en punto y medio el crecimiento del mismo periodo del año anterior, cambiando el signo por dos años seguidos el crecimiento de 2014 que fue negativo.

Lo que es digno de resaltar es la tendencia clara de crecimiento positivo de las modalidades de ahorro. Percibimos en los ciudadanos una cierta elección de los productos de seguro para construir sus planes de ahorro frente a otros activos como por ejemplo los fondos de pensiones.

Efectivamente el número de asegurados en modalidades de ahorro ha crecido un 5,46% con un total de 9.813.705, siendo de destacar el 436,81% de la modalidad seguros de ahorro a largo plazo con 432.364 asegurados o los planes individuales de ahorro sistemático que crecen un 24,22% alcanzando 1.611.355.

Conviene resaltar que los productos vinculados a riesgo de inversión, como los unit linked, presentan un decrecimiento del 5,57%, 753.865 asegurados.

Podemos obtener una conclusión que nos parece clara, el seguro de vida está despertando y comienza a recuperar el ritmo de crecimiento perdido como consecuencia de la crisis económica y además se observa una tendencia por parte del consumidor a elegir el seguro como activo de ahorro a largo plazo frente a otros existentes en el mercado que les merece menos confianza o porque no quieren sorpresas derivadas por fluctuaciones financieras.

Aunque habrá que esperar a la evolución de los próximos meses y a la publicación de informes sobre las cuotas de los diferentes canales de distribución, un análisis detenido nos lleva a observar una fuerte concentración del crecimiento en Compañías donde el canal bancaseguros o es exclusivo o es dominante y a hacernos una pregunta una vez más: ¿están aprovechando los agentes y corredores de seguros las oportunidades de crecimiento del seguro de vida? 

Siempre hemos creído que una cartera de seguros equilibrada en tres tercios, autos, vida y resto, es la mejor fórmula de sostenibilidad ante los avatares de los ciclos económicos sin olvidar que la tasa de permanencia de un cliente integral es mucho más elevada.

Cualquier modelo de negocio de distribución debe contemplar la atención y asesoramiento a los clientes en todos las necesidades, sean para la protección de sus activos como para la planificación de su futuro, mucho más en estos tiempos de gran volatilidad donde la confianza y buen criterio marcan la diferencia. Esta es el factor diferenciador de lo que se llama la figura resaltada por la nueva directiva comunitaria de mediación de seguros, el carácter de asesor, de experto, de persona que acompaña al cliente en todas las necesidades de su ciclo vital.

Otra forma de hacer no es actual y está abocada al fracaso.


Servicio de estudios de Community of Insurance.

Acerca del autor

Somos una Empresa de comunicación y gestión del conocimiento asegurador en RED dirigida a las empresas y profesionales iberoamericanos, especializada en Comunicación Corporativa, Gestión del Conocimiento, Consultoría Estratégica y Eventos para la Industria Aseguradora.

Artículos relacionados

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − catorce =